search
search

Justicia argentina anula procedimiento con requisa vejatoria

  |   ene. 3, 2013 at 2:30 AM
BUENOS AIRES, ene. 1 (UPI) -- La Cámara Federal de Córdoba anuló una requisa a una mujer que visitaba a un preso en la cárcel de Bouwer en la que se halló 14,95 gramos de marihuana, consignó el diario La Voz.

En el fallo, la Sala B recomendó además a las autoridades del Servicio Penitenciario de Córdoba (SPC) que adquieran tecnología para evitar requisas degradantes. La novedad surge hoy en el marco de una causa por violación a la ley 23.737 y beneficia a una mujer que había sido imputada por el Juzgado Federal Nº3 por "suministro de estupefacientes en grado de tentativa agravado por el lugar".

La mujer fue sobreseída por los camaristas José María Pérez Villalobo, Luis Rueda y Abel Sánchez Torres a raíz de un planteo de la defensora oficial Mercedes Crespi, quien sostuvo que no se trató de una requisa vinculada a una investigación penal existente y que las requisas de este tipo son "perversas".

El caso. Todo comenzó el 25 de setiembre de 2010 a las 17.15 en la cárcel de Bouwer, cuando la mujer fue "controlada" y en el ano se le halló un envoltorio con marihuana, antes de una visita íntima con un recluso.

La agente penitenciaria que halló la marihuana fue citada a declarar y no pudo, según los camaristas, demostrar "cuales fueron los motivos que justificaron ir más allá del registro sobre la pertenencias que traía consigo y la requisa exterior o 'cacheo' de la visita". "Incluso -sostiene Pérez Villalobo-, si hubiera contado con elementos que permitieran sospechar sobre la existencia de un delito, debería haber requerido la expedición de la correspondiente orden judicial, ya que no se encontraba en una situación de emergencia".

"La inversión debería alcanzar para dotar de tecnología a los centros de detención que permitan detectar el ingreso de estupefacientes y otros elementos prohibidos, evitando menoscabar la dignidad de las personas", se agrega en el fallo.

LATAM: Reporte (drm)

© 2013 United Press International, Inc. Todos los derechos reservados.