Gobierno argentino reclama sentido común del alcalde de Buenos Aires

Jan. 3, 2013 at 12:30 AM   |   0 comments

BUENOS AIRES, ene. 1 (UPI) -- El ministro del Interior y Transportes, Florencio Randazzo, calificó de una verdadera locura la decisión del jefe del gobierno porteño, Mauricio Macri, de cerrar durante 60 días esa línea.

Fue al advertir que causará fuertes perjuicios tanto a los usuarios como a los comerciantes. También lo cuestionó porque "ahora también habla de volver a aumentar la tarifa a un valor cercano a los 6 pesos". Endiálogo con el canal C5N, recordó que Mauricio Macri "tardó un año en hacerse cargo del Subte y lo primero que hizo fue aumentar la trifa; ahora habla de cerrar la línea A por sesenta días y de aumentar la tarifa".

Recordó Randazzo que el Gobierno nacional "en la línea A hizo el cambio total de las vías, la nueva electrificación, el nuevo señalamiento y la puesta en valor de sus estaciones, sin interrumpir un solo día el servicio", y que además entregó 45 coches nuevos "que el gobierno nacional compró y le entregó al gobierno de la Ciudad". Consideró que Macri decidió el cierre temporario del subte, probablemente en la segunda quincena de enero, "sin importarle ni los usuarios ni los comerciantes".

Comparó esa decisión con lo que está realizando el gobierno nacional en el ferrocarril Sarmiento, donde, dijo, "llevamos adelante un plan muy ambicioso de obras, y trabajamos en horario nocturno: cerramos cuando la gente utiliza menos el servicio; nunca se nos hubiera ocurrido cerrarlo".

LATAM: Reporte (drm)

© 2013 United Press International, Inc. Todos los derechos reservados.
Únete a la conversación