Empresa de lácteos pagará a trabajadores 5 millones de dólares debido a la omisión de una coma

Febrero 12, 2018 | 9:55 PM

Feb. 10 (UPI) -- Una empresa láctea en Maine convino una demanda colectiva para pagar a los trabajadores $5 millones en pago de horas extras debido a la falta de una coma Oxford en la ley estatal.

Oakhurst Dairy de Portland y sus trabajadores llegaron a un acuerdo casi un año después de la decisión del tribunal federal de apelaciones.

El 13 de marzo, el Tribunal de Apelaciones del Primer Circuito en Boston dictaminó 3-0 que los trabajadores tenían derecho a un pago retroactivo de hasta $10 millones.

La razón era una coma de Oxford que faltaba, la coma final utilizada antes de una conjunción, en la ley estatal. En este caso, la conjunción fue la palabra "o".

El juez David Barron escribió al comienzo de su decisión de 29 páginas: "Por falta de una coma, tenemos este caso".

No se utilizó una coma de Oxford en una lista de condiciones del estatuto cuando no se aplica el pago por horas extras: "... comercialización, almacenamiento, embalaje para envío o distribución de" productos. Sin la coma, los conductores argumentaron que se lee como un solo acto, y dado que no hicieron ningún embalaje, no deberían haber estado exentos del pago de horas extras.

Los 127 conductores presentaron una demanda colectiva en 2014.

En el acuerdo, Oakhurst no admitió haber cometido ningún delito, pero consideró que un nuevo litigio sería prolongado y costoso. El acuerdo se presentó el jueves en una corte federal y debe ser aprobado por un juez federal antes de que entre en vigencia.

Los cinco conductores que encabezaron la demanda, llamados los "demandantes nombrados", recibirán $50.000 cada uno del fondo del acuerdo. Otros conductores tendrán que presentar reclamos para obtener una parte del fondo, y se les pagará un mínimo de $100 o la cantidad de pago de horas extras que se les debe, de acuerdo con sus registros de trabajo desde mayo de 2008 hasta agosto de 2012.

A principios de 2014, la empresa láctea fue vendida a una cooperativa de agricultores después de pertenecer a la familia de Maine durante 93 años.

Después de que el fallo de la corte de apelaciones editó esta exención, la Legislatura de Maine reemplazó la puntuación con punto y coma.

share on facebook   Share on Facebook
share on twitter   Share on Twitter