Contaminación cae un 30 por ciento en las ciudades del noreste de los Estados Unidos

Aabril 11, 2020 | 3:44 PM
Con calles y carreteras vacías en gran parte del país, los niveles de contaminación han disminuido en las áreas metropolitanas del noreste de los EE.UU. en un promedio del 30 por ciento. Foto de John Angelillo / UPI
Con calles y carreteras vacías en gran parte del país, los niveles de contaminación han disminuido en las áreas metropolitanas del noreste de los EE.UU. en un promedio del 30 por ciento. Foto de John Angelillo / UPI

April 10 (UPI) -- La contaminación del aire ha disminuido hasta en un 30 por ciento en las ciudades del noreste de los Estados Unidos. Con el COVID-19 extendiéndose por todo el país, los alcaldes y gobernadores han emitido órdenes de quedarse en casa para evitar la transmisión y proteger a los residentes.

Los movimientos de residentes en todo el noreste han permanecido restringidos por más de dos semanas, y muchos negocios han estado cerrados por días. La reducción en el transporte y el comercio ha resultado en significativas mejoras en la calidad del aire.

A menudo los científicos usan dióxido de nitrógeno como indicador de la influencia de la actividad humana en la contaminación del aire. El dióxido de nitrógeno es emitido principalmente a través de la combustión de combustibles fósiles para el transporte y la producción de electricidad.

En marzo, el satélite Aura de la NASA y su instrumento de monitoreo de ozono midieron las concentraciones más bajas de dióxido de nitrógeno en el noreste desde que comenzó a capturar datos en 2005.

Los últimos datos de la NASA mostraron que la concentración promedio de dióxido de nitrógeno arriba y abajo del corredor I-95, desde Washington, D.C., hasta Boston, fue 30 por ciento menor que la concentración promedio medida entre 2015 y 2019.

"Se requiere un análisis adicional para cuantificar rigurosamente la cantidad del cambio en los niveles de NO2 asociados con cambios en las emisiones contaminantes versus variaciones naturales en el clima", escribió la NASA en una actualización.

Estados Unidos no es el único lugar que experimenta un aire más limpio.

En China, donde comenzó el brote de COVID-19 y donde se implementaron algunas de las medidas de bloqueo más extensas y restrictivas, la contaminación del aire ha disminuido drásticamente en los últimos meses. Algunos científicos incluso han supuesto que la reducción de la contaminación del aire, aunque sólo sea periódica, probablemente salvará más vidas en China de las que ha ocasionado el virus.

La contaminación del aire es responsable de las muertes prematuras de millones de personas cada año, incluidas al menos 100.000 muertes por enfermedades pulmonares y cardíacas en los EE.UU.

share on facebook   Share on Facebook
share on twitter   Share on Twitter